Remedios caseros para el dolor de ciática

Diez remedios naturales para aliviar el dolor del nervio ciático.

El nervio ciático es el más largo y ancho del cuerpo humano y cuando este nervio se inflama produce un dolor muy fuerte, este dolor puede empezar por la cintura, bajando por el muslo de la pierna y llega hasta mas allá de la rodilla.

¿Qué causa el dolor de ciática?

El dolor de ciática se produce por una compresión del nervio ciático derivadas de: lesiones producidas por algún golpe, una mala postura, embarazo, exceso de peso, obesidad, envejecimiento…

El dolor que produce la inflamación del nervio ciático suele desaparecer en uno o varios días y puede variar desde infrecuente e irritante hasta constante y debilitador. Los síntomas de la ciática también pueden variar en cuanto al tipo de síntoma o el lugar afectado y la gravedad del dolor; todo depende de lo que haya causado la afección. Aunque los síntomas pueden ser muy dolorosos, rara vez producen daños permanentes en el nervio ciático.

¿Cómo se cura el dolor de ciática?

Estos tratamientos pueden aliviar el dolor del nervio ciático.

1. Frío / Calor

Una bolsa de frío puede reducir cualquier tipo de inflamación y entumecimiento asociados con el dolor del nervio ciático o dolor en los tejidos musculares, aliviando parte del dolor asociado a él, pero sólo se debería utilizar cuando el dolor es intenso. El calor ayuda a aumentar el flujo de oxígeno y nutrientes que llega esta área específica y, por lo general, se utiliza únicamente cuando el dolor intenso disminuye. Alternar ambas cosas es lo que da los mejores resultados.

2. Acupresión

Otro tratamiento de la ciática, que algunas personas encuentran eficaz, consiste en aplicar un poco de presión con una pelota o un objeto duro durante aproximadamente 2 minutos en la zona de lo que se conoce como puntos desencadenantes.

3. Almohada

Este tratamiento para la ciática es de uso común y resulta muy útil también para aliviar el dolor común de espalda. Consiste en colocar una almohada debajo de las rodillas al acostarse; eso ayuda a aliviar la presión que el disco está ejerciendo sobre el nervio ciático reduciendo, así, el dolor.

4. Baño caliente o hidroterapia

Darse un baño caliente alivia el dolor muscular y relaja el cuerpo. Estar en remojo de 20 minutos a 2 horas ayuda a reducir el dolor causado por el nervio ciático. Si estar sentado resulta demasiado doloroso, una ducha de agua caliente durante unos 20 minutos producirá el mismo efecto, pero si es posible conviene dejar que el agua se acumule en la bañera para que cubra los pies. Esto calienta la sangre de las venas que regresa desde los pies a través del cuerpo.

5. Acupuntura

Este antiguo método chino para el tratamiento del dolor ha ganado popularidad entre las personas que sufren de ciática y es muy eficaz. Se cree que la acupuntura dispersa los denominados patógenos externos, activando la energía Qi, que ayuda a calmar el dolor. Ha de ser hecho por profesionales.

6. Reflexología

Esto lo puede hacer uno mismo con una herramienta de reflexología o con el pulgar. Hay 2 puntos reflejos en los pies y cuando se aplica una presión en ellos durante un minuto o dos, alivia el dolor del nervio ciático.

7. Ejercicios para el dolor de espalda

La mayoría de los ejercicios para el dolor de espalda combinan estiramiento y fortalecimiento, ayudando a reforzar los músculos para sostener la columna vertebral de forma correcta. Los ejercicios más eficaces para el dolor del nervio ciático son los estiramientos de cuello y hombros, los estiramientos de espalda, los estiramientos de cadera y glúteos, los estiramientos de isquiotibiales. Hay que hacerlos siempre lentamente y sólo se deben mantener unos 20 segundos para no lastimarse.

8. Terapia de masaje

Es muy beneficiosa para la mayoría de las personas con dolor de espalda y dolor del nervio ciático. Las técnicas orientales y occidentales son las que más se utilizan hoy en día, pero hay que tomar precauciones en función del tipo de dolor ciático que se tenga. Lo mejor es dejarse asesorar por un experto en este campo que determine cuál es el tratamiento más adecuado para cada caso.

9. Dieta

Mantenerse sano hoy en día con una nutrición adecuada que incluya vitaminas y minerales, es siempre la decisión correcta.

Las personas obesas o con sobrepeso deberían pensar en perder algo de peso con el fin de aliviar la presión sobre sus espinas dorsales. Seguir una dieta bien equilibrada mejorará nuestras posibilidades de vencer a la ciática.

La falta de magnesio puede causar endurecimiento o sensación de tensión en los músculos, junto con espasmos musculares, y, a su vez, producir dolor en el nervio ciático.

10. Hierbas

Las hierbas se han utilizado durante siglos como un enfoque muy holístico para aliviar el dolor de ciertas enfermedades como ciática, artritis, inflamación, lesiones musculares y heridas. La mayoría de los medicamentos convencionales de hoy en día fueron, en algún momento, extraídos de una hierba que se utilizaba hace muchos años pero se ha acabado comercializando.

Fuente: ezine articles